Tomar decisiones.

Leo en el Mundo, 5 trampas a la hora de tomar decisiones, autoayuda de la más barata que he leído, sobre todo porque intentan darle un enfoque práctico, nada científico y no es que yo esté a favor de que la ciencia deba regir nuestra vida, pero en este caso ni tan siquiera invocan a la fe. Está patrocinado por una marca de Whiskey, que es la bebida que más asco me da desde que me emborraché una vez con ella, cuando la recuerdo  mi cuerpo se contrae, su olor me da arcadas. Quizás la noticia por el patrocinio también.

La noticia dice que nos fiemos de la intuición, como si la intuición fuese una moneda que llevamos el bolsillo y que podemos sacar en cualquier momento. Yo como el personaje que vi en Batman en dibujos animados, no sé si en alguna de las pelis aparece, debería tomar las decisiones o con monedas o con cartas del tarot. Así sería mucho más rápido, porque pensamos que dominamos las consecuencias hasta que nos damos cuenta de que quizás todo esté predeterminado o bien estamos regidos por el caos, pero la conclusión es la misma: no podemos hacer nada por controlar nuestro futuro y por tanto, las decisiones que tomamos son irrelevantes.

En mi sicoterapeuta aparte de discutir sobre mi trabajo, ella quería que las ideas que había tenido las llevase a cabo, la desidia y también la experiencia me dice, ¿para qué? si sé como va a acabar, trabajando mucho para que no se haga nada. La esperanza es una gran virtud, pero es inocente, piensa que los resultados pueden ser distintos cuando hacemos las mismas cosas. Hacer lo mismo en mi caso es  debido en gran parte a que las circusntancias que me son ajenas me obligan a nás de lo mismo.

Ayer iba por Goya y vi a Cospedal, me trasmitió el mal, no es una crítica es lo que me trasmitió, la maldad estaba ahí, fría como un tempano,  tirana, bien vestida, el diablo se viste de Prada. Despierta mi parte oscura, la que clama venganza, la que pide justicia que viene a ser la misma.  Porque son los seres como ella los que piensan que existen clases de seres humanos, y no es verdad, todo ser humano es digno y cuando le quitamos la dignidad, lo convertimos en los monstruos que a veces vemos en la televisión. El amor cura, la locura cura, el “intelectualismo” basado en derechos que da el dinero destruye, aquí si despierta mi intuición, esto es el mal y debes luchar contra él y no sé como. Lo peor es que también llama a mi parte mala, a la chunga… y si unes fuego por un lado y fuego por otro, no tienes paz, tienes un gran incendio.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s