Una gota que recorre mi cuerpo

Una gota va desde la frente, acaricia mi frente, hasta llegar a los ojos donde se confunde con una lágrima, empieza a acariciar mis mejillas, corre lenta e inexorable hasta la barbilla, allí brilla con la luz del sol, hasta caer sobre la tierra seca que este mes provoca en el Retiro.

Allí frente a la estatua del Ángel Caído, como una parte de mi que quiere irse, cuando nada de mi le apetece quedarse, el Ángel que parece aterrorizado y que tiene un poder casi absoluto, salvo quizás, por algo, que siempre me he repetido, donde hay luz no puede entrar la oscuridad, también parece tener miedo.

Esa gota que anoche pudo recorrer otra zona de mi cuerpo, eligió este camino para desaparecer, pudo ser anoche una gota que recorría mi espalda, mientras estaba en la cama, mientras tenía sexo, mientras los movimientos no eran lo cadentes que debían, porque el miedo se ha instaurado en mi personalidad, unos miedos, con los que ni Kali, la Diosa Hindú, representada con un collar de cabezas humanas,  pueda acabar, porque los miedos, son nuestros y sólo aceptándolos podemos acabar con ellos y en la batalla que empezamos con ellos, sólo podemos perder.

La vida, mi vida, no es infeliz, no es plena, es un estado de normalidad alterada, una gota que recorre este universo, como una lágrima de un Dios, que aunque me sienta bajo, abandonado, sé que es Dios, Universo o Destino vela por cada partícula que ha creado, pero correr cansa.

Todo el Universo, todo este calor de agosto, me agota, me apetece, ser una gota dentro del mar y bailar con espuma, tocando tu cuerpo, paseándome por él una y otra vez entregándonos sin vergüenza a que yo me pasee por todos los rincones y tú, inconsciente me dejes hacerlo, me apetece visitarte como una gota que recorre tu cuerpo.

Anuncios

10 “mejores” canciones del verano

Son ya muchos los años que acumulo en mi vida y hay muchas canciones que recuerdo y claro llegando esta época lo que apetece es más pachangueo, que música más sofisticada como Goldfrapp o Portishead.   Aquí pongo mi lista de canciones del verano.

 

1. Saturday Night. Es la  primera que se me viene a la mente, 1994, estaba yo en el instituto, bebiendo vino tinto (sí por eso se puede saber mi edad) y sonaba estaba claro que rompió moldes con lo de su baile chorra que todos aprendimos a bailar.

Tengo que reconocer que cuando estoy bajo está canción me lleva a otros estados de ánimo, la disfruto y me hace sonreir.

2. Si bien, la anterior me gusta, la siguiente me parece un horror, pero no dejo de reconocer que me torturaban continuamente en cualquier sitio, la medalla de plata, sería para King África.

Lo mejor es esa túnica, que alguien con algo que parece una mezcla sicotrópica entre la bata de gautiné y leopardo, diga movimiento sexy… Pero, por méritos o des-meritos debe estar por aquí.
3. Este listado no sería un listado de canciones del verano, sin el que más canciones del verano ha sacado, a mi esta sí me pilló bastante joven , estaría todavía en el colegio, pero luego sacó otros éxitos como la barbacoa. El negro no puede, Georgie Dann. Algunas de las portadas que se ven el vídeo son espectaculares, redefiniendo el concepto de vintage.

 

4. Este sitio está reservado para “el comienzo”, es decir el mayor horror musical que ha habido en mucho tiempo y aunque con menos fuerza ha llegado hasta hoy: Gasolina y el “reguetón”. Insoportable, pero no se le puede quitar el mérito que en 2004 fue de las canciones más oídas… Estilismo choni, donde el oro podría dejar de ser un complemento para conseguirse en elemento principal, ya que no interesa llevar mucha ropa en el caso de ellas y en el caso de ellos… bueno…

5. Realmente no es una canción propia del verano, pero sí la metería en esta canción: Los locomía, ¿Ibiza y abanicos? Eso suele poder ser asumible en verano. Rompieron moldes y supongo que alguno puede ser epiléptico hoy en día gracias a ellos, pero realmente, habría que reconocerles el mérito de crear una estética rompedora que han llegado hasta hoy, de una forma u otra.

6. Bueno, bueno, bueno, estás fueron hasta a eurivisión, un fenomeno español que recorrio toda europa… Como en el caso del primero de la lista con un baile. Indescriptible, pero divertida, mucho sobre todo con un par de copitas de cartojal (vino típico de la feria de málaga que ha de tomarse bien frío)

7.  Y aquí llegamos a un punto, en el que no sé que decir… una auténtica de lucha de “divos” aunque creo que uno podría ser algo más “divo” que el otro, y que como “one hit wonder” ganó para mi :Raúl. El otro, David Civera, consiguió algún éxito más,  pero dada la calidad del pachangueo, dependes mucho de un gran éxito para seguir manteniendote, no se puede hacer mucho más.

8. Y ya nos alejamos de divos, para entrar en la sección, gloriosa,  no es que fuera un gran éxito pero se merece estar en cualquier lista, lo siento, es que es verlo, y sonreir o descojonarme, todo es lo mismo ante esta gloriosa mezcla entre mujeres sexys, retocadas pero que creo que saben cantar lo mismo que un gato, metido en una vertedero cuando lo echamos rodar cuesta abajo.

9. Y quizás que la canción que más vueltas ha dado, el auténtico Falcon Crest Musical Patrio, Tamara, Ambar, Yurena de todos lo santos, con el perijil y todo incluido, que recuerdos… y creo que el single se vendió y mucho 🙂


10. Y si se pone el aserejé, no podía falta nuestra canción más internacional, aquella que probablemente localizará en el mapa España para muchos estadounidenses, baile, pegadizo…  La Macarena los del Río, nunca soñarían con algo así… Qué injusta es la vida, yo tengo el mismo talento musical y tengo que ir a currar todos los días  :D. Pero se merecen estar en esta lista.

Ojo, para los puristas, no sé si todos son canciones del verano propiamente dichas, son las que recuerdo y sí me falta alguna de Paulina Rubio y demás pero es que son muchos los éxitos veraniegos : ). Espero que os guste la lista, y que pongáis si echáis en falta alguna.